Preparándote para la transformación digital

¿ESTÁS PREPARADO PARA LA TRANSFORMACIÓN DIGITAL?

No contestes a la pregunta hasta que tengas claro que nadie tiene claro de que estamos hablando completamente con esto de la transformación digital. Lo primero y más importante es la actitud hacia el cambio, saber que tu entorno está cambiando y tú no puedes quedarte parado.

Tú organización, tu empresa tiene que moverse, como mínimo, algo más rápido que tu entorno. Para ello tienes que favorecer el análisis tanto de tus clientes actuales como de los potenciales, la observación de proveedores y colaboradores, el estudio de la competencia y lo que están pensando, sobre todo medir los resultados de tu empresa para saber si estás tomando el camino correcto.

Hablar de transformación es hablar de cambio, de velocidad para ser capaces de satisfacer al nuevo consumidor, el SUPERCLIENTE empoderado y omnichanel que quiere tener la misma satisfacción desde cualquiera de los canales con el que decida relacionarse con la empresa y sabe que tiene toda la capacidad de difundir su experiencia; para lo bueno y para lo malo.

La transformación digital es una oportunidad

Lo digital tiene la fuerza destructora de una gran bola de derribos pero también es capaz de crear los más maravillosos súper edificios. Tú tomas la decisión de generar cambios disruptivos y fomentar la hibridación radical para que no te destruyan y seas capaz de construir nuevas relaciones rentables.

No creas que está disrupción y este cambio siempre hay que hacerlo con colaboradores nuevos ya que el conocimiento que tienes dentro puede ser fundamental si favoreces la formación continua y la proporcionas entornos para que tu equipo siempre esté dispuesto a compartir y aportar. Un modelo interesante es la entrada de consultoría externa que motive a tu personal a salir de su entorno de confort y si no salen de él, es cuando hay que dudar si caben en el modelo evolutivo actual.

Como siempre digo, una estrategia perfecta sin equipo preparado es imposible que genere la innovación que se necesita, tienes que animar a una formación continua de tus RRHH. ¿Cómo preparas a tu gente?