fbpx

Muchas empresas no son conscientes de la importancia que tienen los créditos de formación en su empresa.

Como todos sabemos, la formación de los trabajadores es lo que aporta valor a las organizaciones y en cuanto más formados mayor será su desarrollo profesional y sus competencias.

Existen dos tipos de empresas, las que ofrecen y motivan a sus empleados a formarse sin importarles tanto el coste de la misma pues consideran que ello aporta valor a su empresa y consideran positivo su desarrollo personal y otras que se fijan más en el coste económico que supone dicha formación y que por tanto no suelen hacer uso de la misma.

Obviamente, me quedo con las que entienden que es un valor para la empresa. Son muchos los beneficios que puede obtener tanto el empleado como la empresa. Respecto al empleado, el actualizar sus conocimientos le va a permitir aumentar su motivación, participar más en proyectos de la empresa y aumentar su seguridad a la hora de realizar sus funciones. Respecto a la empresa, va a ver un mayor compromiso de sus empleados y ello se va a ver reflejado en un aumento en la satisfacción de los clientes. Pero no siempre es necesario que suponga un coste económico, pues ahí es donde entra en acción los “créditos de formación”.

Soy consciente de que los que nos dedicamos al ámbito laboral hemos oído hablar de ellos, pero, ¿realmente sabemos cómo gestionarlo y como usarlos?

A continuación, detallo las características más importantes:

¿A quién le solicito el crédito?

El crédito de formación lo otorga la Seguridad Social y lo hace en función de los empleados que tenga cada empresa y de los que ésta cotiza en concepto de formación profesional. Normalmente puedes consultar dicho crédito en el simulador que ofrece la web de la Fundación Tripartita, o bien consultándolo en cualquiera de los centros de formación existentes. En ocasiones, los programas de gestión de nóminas también disponen de un simulador de crédito.

créditos de formación

¿Qué crédito tengo?

El crédito dependerá de la cuantía ingresada por la formación profesional, así como el número de empleados de dicha empresa. A continuación, detallo cómo hacer el cálculo:

Formación Profesional x % Bonificación en función de la plantilla = CRÉDITO EMPRESA

Suma “base otras cotizaciones”

x 0,7%

Plantilla Media Porcentaje
De 1 a 9 trabajadores 100%
De 10 a 49 trabajadores 75%
De 50 a 249 trabajadores 60%
De 250 a + trabajadores 50%

¿Qué requisitos deben tener los cursos?

Cuando tengamos claro el crédito del que disponemos, ya podremos realizar los cursos necesarios para el desarrollo de los empleados. Antes de concretar un curso es importante conocer los requisitos imprescindibles para que dicho curso se pueda bonificar:

  • La duración del curso no puede ser inferior a 2 horas.
  • La participación del trabajador no puede ser superior a 8 horas diarias.
  • La formación debe ser gratuita para los participantes.

La empresa debe custodiar los documentos de control de asistencia diaria al curso.

¿Cuánto tiempo dispongo para bonificarme?

Una vez se realice el curso, la empresa dispone hasta el 31 de diciembre de 20XX para poder bonificárselo.

banner-a3asesor

Belén es consultora de Aplicaciones Unidad de Negocios Despachos Profesionales.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

SUSCRÍBETE

Recibe un correo mensual con el resumen de los artículos más interesantes de nuestro blog

Te has suscrito correctamente

Share This