Dirigir todos los esfuerzos en una misma dirección, ¿no debería ser ese uno de los pilares básicos en una organización?.
Hablamos muchas veces del valor del trabajo en equipo, de la importancia de que los colaboradores se apoyen los unos en los otros y aúnen fuerzas para que el barco llegue a buen puerto, pero ¿cómo podemos conseguimos interiorizar esta disciplina en cada una de las personas que componen nuestra empresa?.
Es aquí donde entran dos elementos que creo básicos para este fin, que la información en la empresa fluya de forma ágil y además, transparente. Lo primero que la empresa debe transmitir a sus empleados son: sus objetivos, su estrategia empresarial, su misión, su visión y su cultura; tener claro quién somos, lo que queremos y como lo queremos. Los empleados deben estar mentalizados y concienciados de a donde deben llegar y cómo. Este es el primer paso para que dejen de verse como “otros departamentos” y verse como un “todo” que debe intensificar la cooperación, la disponibilidad y el trabajo codo con codo.
La información debe fluir desde dirección, con una comunicación fluida y rápida a las diferentes áreas, que los involucre, porque estar involucrarlos les ayuda a aprender y tomar conciencia de las necesidades de la empresa. La motivación llega cuando uno sabe que lo que hace influye de forma positiva en el objetivos.
Es importante también que desde la dirección se transmita y ponga en practica valores que impulsan el trabajo en equipo:

• Mostrar que las capacidades de varías personas es mayor que la de una sola, todo el conocimiento y la información de una empresa es demasiado grande para una sola persona, por lo que debe apoyarse en otro miembros, 1 +1=3.
• Coordinar desde los puestos intermedios es vital, ellos son los coordinadores y responsables de maximizar el potencial de las personas a su cargo
• Alinear estrategias entre los diferentes departamentos es necesario para que los empleados se alineen con el resto.

Lo que buscamos es conseguir los objetivos, alcanzando un nivel de cooperación óptimo entre las personas que componen la empresa, potenciando su motivación con la transparencia e involucrándolos con la empresa.
imagen: lucile.desligneres

Manu es consultor de business intelligence especializado en Tableau. Anteriormente ha formado parte del departamento de marketing en CLAVEi como social media manager.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

SUSCRÍBETE

Recibe un correo mensual con el resumen de los artículos más interesantes de nuestro blog

Te has suscrito correctamente

Share This