La previsión de la demanda consiste en calcular con la mayor exactitud posible el volumen de ventas de cada producto dentro de un periodo futuro de tiempo determinado, de esta forma, también podemos calcular las compras que debemos realizar sobre el producto para estar siempre aprovisionados de stock.

Dentro de la gestión de stocks de una empresa, la previsión de la demanda es un concepto muy importante sobre el que se tiene que trabajar y que puede depender de diversos factores que pueda hacer que esta previsión varíe.

  • Época del año en el que estamos: Podemos trabajar con productos estacionarios y dependiendo de la temporada del año en el que estemos, sabemos que este producto va a estar más demandado o menos.
  • Evolución de ventas del producto: Realizar un seguimiento de las ventas del producto para poder ir observando su tendencia de ventas.
  • Focalización de la estrategia de la empresa: Este es otro factor a tener en cuenta, si vamos a modificar nuestra estrategia empresarial y queremos abrir líneas de venta con nuevos productos no podemos basarnos en datos históricos.
  • Otros factores como la evolución del mercado, evolución económica, cambios en la regulación, etc.

Tipos de Cálculo de Previsión de Demanda

Existen diferentes tipologías para el cálculo de la previsión:

  • Cálculo sobre ventas y datos históricos: Este tipo de cálculo se basa en el histórico de ventas que tenemos registrado de los productos, son la base a la hora de crear una nueva previsión de demanda.
  • Métodos Cualitativos: Estos se basan en la realización de encuestas a consumidores acerca de las opiniones sobre ciertos productos o bien en la predicción de personas expertas en un determinado sector.
  • Métodos Cuantitativos: Van relacionados con la evolución del mercado para realizar estimaciones de ventas realizando pruebas de venta con artículos piloto y estudiar el resultado.

Solicita una cita con un experto: Demo online de ClaveiGes, ¡Solicitar ahora!

Promedio Simple o método de las medias simples

Dentro de todos los cálculos de previsión de demanda, vamos a profundizar en este método que es uno de los que engloba el cálculo sobre ventas y datos históricos. Como hemos comentado anteriormente, nuestra fuente de información será el histórico de ventas del producto para calcular una media que nos servirá como previsión para el siguiente periodo de tiempo.

En este método calculamos un stock mínimo o stock de seguridad que no es más que la cantidad mínima de stock que por seguridad, debemos disponer en nuestro almacén para poder seguir abasteciendo a los clientes.

La fórmula de cálculo es la siguiente:

formula-stock-minimo

Este es el método más sencillo de cálculo para Previsión de Demanda en el que vemos que intervienen los siguientes parámetros:

  • Nº de Días de Aprovisionamiento del Proveedor. Aquí debemos informar del número de días en el que el proveedor nos sirve la mercancía.
  • Nº de Días de Cálculo. Este valor indica el número de días hacia atrás a partir de una fecha en el que se mira las ventas del producto. Si trabajamos con productos de temporada, es conveniente ajustar bien la fecha a la temporada de venta del producto.
  • Unidades Vendidas del Producto. Este es un parámetro que se calcula de forma automática y es la suma de las unidades vendidas dentro del periodo de fechas resultante al aplicar el número de días de Cálculo.

Con esta sencilla fórmula, podemos calcular el stock mínimo para el siguiente periodo de tiempo ajustándolo en función de las ventas anteriores. Una vez calculado esto, podemos ir un paso más allá. ¿Podemos calcular el stock máximo?

El stock máximo nos puede ayudar cuando el espacio de almacenaje que tenemos es limitado y además cuando queremos añadir un porcentaje de seguridad sobre el stock mínimo calculado por si hubiera una mayor demanda del producto. El stock máximo del producto lo calcularemos añadiendo un porcentaje al stock mínimo calculado.

Este sencillo método nos ayudará a la previsión de la demanda teniendo un stock mínimo y máximo de nuestros productos calculados en función de nuestro histórico de ventas.

Previsión de la demanda y gestión de stocks para mejorar la competitividad

En un mundo tan competitivo donde los clientes son cada vez más exigentes, una correcta previsión de la demanda puede hacernos destacar sobre nuestros competidores. Tener siempre disponible el producto que nuestro cliente necesita en cada momento es un gran valor añadido a nuestro negocio que nos hará destacar y aumentar la confianza de nuestros clientes en nosotros. Debemos aprovechar la potencia que nos aportan nuestras aplicaciones informáticas para mejorar nuestra gestión de stocks y por consiguiente nuestra competitividad.

cita-claveiges