Hasta la fecha, la mayoría de los ERP están principalmente diseñados para facilitar respuestas a determinadas preguntas según diferentes puntos de vista:

  • Desde el punto de vista del cliente: ¿Cómo va mi pedido? ¿Me lo servirás a tiempo?
  • Desde el punto de vista del responsable de producción: ¿Necesito incorporar algún taller más para producir todo lo que tengo comprometido?
  • Desde el punto de vista del operario: ¿Cuantos pares he hecho esta semana?

Hoy en día con la aparición de nuevos canales de ventas, principalmente orientados a las nuevas tecnologías, da lugar a un aumento considerable de las mismas provocando además un aumento en la producción. Por tanto, surge una nueva necesidad que consiste en mejorar la productividad y que, además, nos ayude a definir el tiempo que tardamos en poner un producto en el mercado.

Nuevo llamado a la acción

Mejorar la productividad es un proceso que nunca acaba. Debemos dedicar tiempo para analizar si las medidas implementadas actualmente funcionan y qué decisiones diferentes se pueden tomar para continuar mejorando. La productividad se mide como la eficiencia de un sistema de producción, entendiendo como eficiencia a la capacidad de lograr un objetivo con el mínimo de recursos posibles o en el menor tiempo posible.

Es por esto que una de las tendencias en la obligada Transformación Digital de la Industria 4.0, es la informatización de las plantas de producción y especialmente en el sector de la moda, donde todavía existe mucha carga de operaciones artesanales, es de vital importancia la digitalización del puesto de trabajo del operario.

Desde Clavei estamos promoviendo esta digitalización a través de una herramienta denominada Control Planta, flexible y compatible con cualquier dispositivo móvil o de escritorio. A continuación detallo sus funcionalidades basadas principalmente en dos perfiles de usuarios.

  • Responsables de producción. Son los encargados de evaluar y asignar la carga de trabajo, sus funciones consistirán en:
    • Planificar la producción según los tiempos de entrega establecidos.
    • Consultar la carga de trabajo actual de los operarios, de tal forma que podrán asignarles nuevas tareas o incluso cambiar tareas de un operario a otro.
  • Operarios:
    • Se les habilita una aplicación con formato web, adaptada a cualquier dispositivo y con posibilidad de acceder desde cualquier lugar, sin necesidad de estar físicamente en el centro de producción. Los operarios visualizarán su carga de trabajo actual con sus correspondientes prioridades establecidas.
    • Los operarios podrán registrar sus tiempos de inicio, descansos y/o finalización para cada una de sus operaciones asignadas.

Toda la información con sus correspondientes tiempos de ejecución quedarán registrados en el sistema ERP y por tanto conseguimos:

  • Eliminar el cuello de botella en administración, ya que no será necesario grabar los cupones de producción de los operarios y/o talleres.
  • Control de tiempo real sobre la situación actual de una partida.
  • Registro de los tiempos reales ejecutados en los procesos. La información podrá ser analizada con herramientas de BI, midiendo el rendimiento de las líneas y permitiendo además conocer los tiempos improductivos y sus causas.
  • Visualizar los tiempos medios que se tarda en realizar cualquier operación, pudiéndose analizar y evaluar cómo mejorar en caso de que fuera necesario.
  • A partir de la información registrada, se podrán configurar indicadores de seguimiento y mejora de los equipos en la consecución de la implantación de un sistema LEAN de forma efectiva.
  • Evitar la pérdida de notas de fabricación. Ya no será necesario el papel ya que la información estará disponible desde cualquier dispositivo para cualquier usuario.
  • Organizar más eficientemente la producción.

Otro de los ejes que también ayuda a mejorar la eficiencia en la planta consiste en la gestión del almacén, dotando al personal de herramientas móviles que permitan registrar cualquier movimiento de almacén desde cualquier lugar sin necesidad de disponer de un PC. A continuación, detallo algunos aspectos básicos a tener en cuenta:

  • Creación de inventarios, regularizaciones y/o trasiegos a partir de lecturas de códigos de barras.
  • Consultas de stock y/o gestión de ubicaciones en diferentes almacenes.
  • Recepción de mercancía en centros logísticos, confirmando cada uno de los productos recibidos.
  • Preparación y envío de los pedidos recibidos desde el eCommerce o cualquier otro medio. Los productos se ubicarán en el almacén estratégicamente, para que el proceso de preparación de los envíos se realice de forma eficiente. Los albaranes se generarán en el mismo momento en el que se preparan los pedidos a enviar, generando además sus correspondientes packing-list, expediciones para agencias de transportes e impresión de etiquetas de hojas de agencia.
  • Todos los movimientos comentados serán registrados en el mismo momento en el que se realiza la lectura, por ejemplo: un artículo quedará inventariado en el software ERP justo en el momento en el que hacemos el recuento, sin necesidad de apuntar las cantidades y posteriormente introducirlas en el software de gestión ERP.

Tener el almacén al día supone procesar la información donde y cuando se produce, siendo uno de los factores diferenciales de estas soluciones. Desde Clavei disponemos de la herramienta GestinAlmacen que satisface cada uno de los puntos comentados.

Nuevo llamado a la acción

 

Analista programador de aplicaciones en Clavei

Share This